Adaptacion al Cambio 24 Nov 2018

BY: Mercedes Muñoz

Blog

Comments: No hay comentarios

A lo largo de la vida sufrimos muchos cambios (trabajo, relaciones, pareja, pérdidas…)
Los cambios muchas veces trastocan nuestra vida.
De repente nos sentimos inseguros, con gran incertidumbre.
A veces las circunstancias nos hacen sentir en la cuerda floja, a punto de caer al abismo.
De repente perdemos el trabajo, o una relación, cambia nuestro entorno o estado físico…
Estos cambios pueden producir ansiedad generalizada, estrés, trastornos del sueño, trastornos físicos…

Las personas que tienen más necesidad de control sobre su vida lo pasan peor, aunque lo normal es que estos cambios nos afecten en mayor o menor medida a todos.

Flexibilidad cognitiva

Es la capacidad que permite a la persona alternar rápidamente de una respuesta a otra, respondiendo a las demandas cambiantes de una tarea o situación. esta capacidad tiene un componente de adaptación muy importante y muy valioso para nuestro desarrollo personal y profesional, ya que nos permite cambiar nuestras perspectivas, tomar los errores como oportunidades de aprendizaje y generar estrategias de cambio.

La rigidez mental es una de las causas que nos bloquean o nos impiden superar e incluso aprovechar los cambios. Es muy positivo por tanto entrenar nuestra flexibilidad cognitiva, esto nos ayudará entre otras cosas a adaptarnos con más facilidad a los cambios de nuestra vida, tanto personales como profesionales. Existen ejercicios  para entrenar esta capacidad (cuadernos de ejercicios de estimulación cognitiva, practicar la empatia, practicar la observación y la comparación y otras muchas).

A veces esta rigidez cognitiva u otras causas no nos permiten superar cambios que la vida nos trae, en este caso es bueno acudir a un profesional que nos ayude a comprender que nos está pasando y como cambiar estructuras mentales que nos impiden avanzar.

 

¿Qué podemos hacer para superar estos cambios?

Después de unos días de asimilación toca adaptarse. para ello lo primero es aceptar el cambio, dejar de negarlo, el cambio ha ocurrido, es un hecho y lo aceptamos como un proceso en nuestra vida.
Entre otras cosas, puede ayudarnos el compartir este cambio, hablarlo con personas de nuestro entorno o confianza (si lo ocultamos o mentimos sobre ello, le estamos dando mayor gravedad).

Adaptación, CambiosDespués es bueno comenzar a preguntarnos sobre las nuevas posibilidades que se abren en nuestra vida.
Por pequeñas que sean las cosas que puedes hacer, hazlas. Cualquier pequeño cambio es muy valorable, ya que esto hace que los pensamientos internos cambien también (sin darnos cuenta) y estos cambios de pensamientos facilitan el que actuemos de otra manera y estas actuaciones vuelven a incidir sobre nuestros pensamientos… se va generando un circulo positivo que se va haciendo más y más grande y que nos ayuda a salir del estado en el que estábamos.

A veces estamos tan acostumbrados a pasar horas y horas en el trabajo que solo sabemos valorarnos en función de nuestra profesión, y no sabemos ver a la persona y su gran valor como ser humano único, y con total derecho a lo mejor.

A veces estamos tan acostumbrados a estar con otra persona que solo nos valoramos en función de esa relación y no somos capaces de vernos como individuos independientes.

Esto nos hace más difícil ver nuevos caminos, pero los hay, siempre los hay.

Es bueno moverse en cualquier dirección, porque acabaremos viendo otra puerta que traspasar, otro camino que andar.

A VECES LA VIDA NOS DA UN EMPUJÓN Y NOS SACA DE NUESTRA ZONA DE CONFORT, NOS LLEVA A SITUACIONES NUEVAS DONDE NOS SENTIMOS VULNERABLES Y DESAMPARADOS.
Y muchas veces esto nos lleva a otras acciones que, si las sabemos aprovechar , nos serán muy útiles.
Podemos aprovechar este empujón para crecer, para hacer cosas que no habíamos hecho antes por miedo, o por falsas ataduras. Si aprovechamos estos cambios tendremos una buena adaptación.

Saber ver más allá de lo que se ve a simple vista. Saber adaptarse y aprovechar al máximo las nuevas circunstancias. Aprender a valorar otras áreas importantes de la vida.
Todo esto no solo nos aliviará sino que además nos ayudará a sentirnos mejor con nosotros mismos (incluso mejor que antes del cambio).
Aprovecha el cambio para mejorar.

Todo cambio trae nuevas puertas con muchas posibilidades. En nuestra mano está el abrirlas.


Autor:  Mercedes Muñoz
Capital Psicólogos Madrid

Relacionados:
Resilencia: La clave de la felicidad

 

Deja un comentario